Los coronavirus son una familia de virus conocida por causar enfermedades respiratorias. Afectan a numerosas especies de animales. Algunos de estos virus –incluidos el recientemente descubierto en China, llamado 2019-nCoV– pueden afectar a las personas.

¿Qué hay que saber sobre los coronavirus?

«MERS Coronavirus Particles» by NIAID is licensed under CC BY 2.0 
  • La infección por coronavirus es una zoonosis emergente producida por virus ARN que pertenecen al orden Nidovirales.
  • Pueden causar desde una infección de vía aérea superior autolimitada a enfermedades severas como el Síndrome respiratorio de Medio Oriente (MERS-CoV) y el Síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV).
  • El virus recientemente informado es una nueva cepa que no se había detectado en humanos previamente.
  • Son virus zoonóticos, es decir que pueden transmitirse entre animales y humanos. Es posible que el coronavirus se haya originado en animales vendidos en el  mercado de Wuhan, China, lugar común de exposición de los primeros pacientes reportados.
  • Se reporta la transmisión de persona a persona luego de un contacto estrecho como lugar de trabajo o medio hospitalario (por contacto directo e inhalación de gotas respiratorias).

¿Qué enfermedades producen los coronavirus?

Gran parte de los coronavirus producen enfermedades leves a moderadas, como el resfrío común. Sin embargo, algunos tipos pueden provocar cuadros más graves como el síndrome respiratorio Agudo Grave (SARS) o el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS).

¿Cómo se transmiten?

En relación con la forma de transmisión, se investiga la transmisión de animales a humanos, a través de los alimentos, y se ha confirmado la transmisión de persona a persona. El Ministerio de Salud de Argentina, sin embargo, ha informado que los datos disponibles son limitados por ahora para establecer claramente el mecanismo de transmisión.

¿Cuándo se detectaron los primeros casos?

Los primeros casos se detectaron en diciembre en personas que habían estado en un mercado de pescado de la ciudad de Wuhan, China, donde también se venden otros animales –especialmente aves y serpientes. Como otros coronavirus, el 2019-nCoV es un virus procedente de otra especie que ha adquirido la capacidad de infectar a las personas. La especie de la que procede aún no se ha identificado.

«MERS Coronavirus Particle» by NIAID is licensed under CC BY 2.0 

Recomendaciones para la población:

La Organización Mundial de la Salud (OMS) estableció recomendaciones dinámicas que podrán modificarse en función de la evaluación permanente de los nuevos datos que surjan.

  • Evitar el contacto directo con personas con enfermedades respiratorias.
  • Al toser o estornudar, cubrirse la nariz y la boca con el pliegue del codo. Siempre se deben lavar las manos inmediatamente después.
  • Mantener una frecuente higiene de manos, sobre todo antes de ingerir alimentos y bebidas, y luego del contacto con superficies en áreas públicas.

Recomendaciones para viajeros:

  • En caso de viajes a China, evitar los lugares cerrados sobre todo con presencia de animales y el consumo de alimentos crudos de origen animal (leche, carnes y vísceras).
  • Las personas que ingresen al país, ante la aparición de síntomas como: fiebre junto a secreción o goteo nasal, tos, dolor de garganta, dificultad al respirar y que hayan viajado a China o hayan tenido contacto con personas con diagnóstico de infección por 2019-nCoV, deben concurrir al centro de salud más cercano para ser evaluadas correctamente.
  • Los organismos internacionales no informan restricciones para viajar o comerciar con China.

Es importante saber que Argentina:

  • Cuenta con un protocolo ante emergencias sanitarias para la derivación y traslado de casos sospechosos detectados al ingreso al país.
  • El país no recibe vuelos directos de la ciudad de Wuhan pero las movilizaciones que se producen en ocasión de nuevo año Chino, que comenzó el 25 de enero de 2020, requieren asegurar la comunicación de esta situación a todos los viajeros a China dada la movilización de personas desde y hacia este país.
  • Hasta el momento no se han identificado casos de ciudadanos argentinos infectados que residan en China.

Cabe destacar que no se ha desarrollado ninguna vacuna para prevenir la infección, y sólo existe tratamiento sintomático, al igual que en la mayoría de los virus respiratorios.

*Esta nota ha sido realizada con información provista por el Ministerio de Salud de la Nación y el Servicio de Epidemiología e Infectología del Hospital Garrahan.