En el Día de la Pediatría, hablamos con el Dr. Pablo Barbosa, pediatra del Hospital Garrahan, a propósito de la situación de pandemia y la pediatría en general.

Portal Garrahan: ¿Cómo está tratando a los pediatras la cuestión de la pandemia?

Pablo Barbosa: En pandemia, nuestro trabajo está muy dificultoso. En estos momentos nos cambiaron todos los paradigmas que teníamos, y la verdad que nos estamos estresando bastante. Tratamos de hacer lo mejor posible, tenemos la suerte de que los chicos en general pasan bien el Covid-19, no tienen grandes complicaciones, incluso los pacientes con tumores o enfermedades oncológicas o graves también superan sin graves inconvenientes esta enfermedad. Pero estamos muy expuestos: nosotros, los padres, los pacientes…

El ambiente del hospital no es el que habitualmente tenemos. Por eso nosotros los médicos somos bastante difusores de tratar de mantener el distanciamiento social, y que la gente salga solamente en las situaciones en las cuales es necesario, tratando de evitar las reuniones y los conglomerados, que son caldos de cultivo ideales para que el virus se propague.

El problema es que la gente a veces prefiere esas reuniones en detrimento de las consultas pediátricas o médicas, y hay muchas patologías que llegan tarde al hospital.